En este momento estás viendo Testigos de Jehová – Ser Secta o no Ser Secta, esa es la cuestión.

Testigos de Jehová – Ser Secta o no Ser Secta, esa es la cuestión.

Como ya comenté en mi último post, yo me crie siendo testigo de Jehová. Para muchos solo son una religión más, esos que llaman a las puertas y, hoy en día, se ponen en las calles con carritos llenos de propaganda. Otros los acusan de secta destructiva… cual es la verdad?

Para empezar, que es una secta destructiva? Una secta destructiva se puede definir de la siguiente manera:

“Una secta destructiva es un grupo autoritario con un líder todopoderoso, que afirma tener una información o un poder especial y que solo está disponible para él. De nuevo, no hay nada equivocado con el hecho de ser un líder poderoso. La dificulta surge cuando se abusa de este poder para engañar a los miembros, haciéndoles dependientes e incapaces de pensar críticamente y de tomar sus propias decisiones. La mayoría de los lideres son psicópatas.” (Fuente)

Como sigue diciendo el mismo artículo, las sectas se valen del engaño para atraer y captar a sus miembros, a menudo ofreciendo conseguir cosas que de primeras puedan parecer inofensivas como mejores relaciones,dejar malos hábitos, saber más de la Biblia, pero lo que realmente consiguen es muy diferente. 

Como indica Steven Hassan, la persona consigue un conjunto de valores distinto, una pseudo-identidad, perdida de amigos y lazos familiares, perder tiempo trabajando gratis, mientras el o los líderes/es se llevan el dinero, etc…

Son así los testigos de Jehová?

Yo nací dentro, así que mi adoctrinamiento fue desde pequeño, pero si puedo decir que en sus reuniones semanales hay sesiones de entrenamiento para captar a nuevos miembros (se llamaba la “escuela del ministerio teocrático, aunque ahora ha cambiado de nombre), donde se entrena o “programa” a los testigos de Jehová para atraer a personas a la organización. Entre las técnicas se encuentran métodos de aprovecharse de personas en momentos vulnerables en sus vidas (muerte de un ser querido, una enfermedad grave, etc…) ofreciendo la promesa de poder vivir en un nuevo mundo donde ya no habrá más enfermedad y donde los muertos volverían a la vida… esto es algo que ha logrado captar a muchos miles de adeptos, aun sin tener realmente evidencia de que alguna de esas promesas se vayan a cumplir.

Una vez captado una persona interesada, empieza su transformación. Empieza a estudiar publicaciones watchtower. A medida que va avanzando se le va obligando a la persona a hacer cambios radicales en su personalidad, vestirse de la “nueva personalidad “ es como lo llaman los testigos. En algunos casos esto puede tener algunos efectos positivos, como dejar malos hábitos como el tabaco, pero, a la larga, la persona cambia por completo su personalidad, pierde su “yo” para llegar a pensar y comportarse como los demás, para ser parte del colectivo.

La Atalaya y Despertad, propaganda de captación usados por los testigos de Jehová

Aquí ya entran en juego los rasgos de una secta definidas por Steven Hassan en sus publicaciones: el modelo BITE (Fuente)

BITE son las siglas en inglés de los elementos de la personalidad que una secta manipula:

  • Behavior (comportamiento)

  • Information (información)

  • Thought (pensamiento)

  • Emotions (emociones)

Esto, en el caso de los testigos de Jehová, es totalmente cierto. En esencia, toman total control de las mentes de las personas que son “abducidas” por el grupo. Estas personas llegan a estar totalmente absortas en la religión, dejando de lado amigos y llegando a cortar casi por completo lazos familiares.

El modelo BITE de sectas, control de Comportamiento, Información, Pensamiento y Emoción.

La religión desaconseja el contacto con no miembros, y este se ha de reducir a lo estrictamente necesario. Los niños en el colegio no pueden participar en actividades extra escolares, y, desde luego, no celebrar un cumpleaños con sus compañeros (los cumpleaños, al igual que la navidad, y la mayoría de festividades, están estrictamente prohibidas). 

Estas normas convierten a los miembros en excluidos socialmente, haciéndoles totalmente dependientes de los miembros de la organización para obtener afecto.

El sexo antes del matrimonio está totalmente prohibido, y no se permite el matrimonio con alguien que no sea también miembro de la religión.

Y, desde luego, la homosexualidad es algo que Los Testigos de Jehová rechazan por completo.

Los líderes de la religión desaconsejan leer información que no haya sido publicado por ellos, y el entretenimiento está estrictamente controlado.

Todo esto son cosas que yo he vivido en persona, y todos son rasgos de una secta.

Yo fui expulsado por poner en duda las enseñanzas del Cuerpo Gobernante (los 7 u 8 hombres que dirigen el cotarro), lo que es para Los Testigos de Jehová el peor pecado que se pueda comentar, apostasia como lo llaman ellos.

Si eres testigo de Jehová, o si estás estudiando con ellos, solo puedo rogarte que investigues, y mucho. Busca información sobre sus raíces, quienes fundaron la religión, los escándalos de abusos de menores, etc… si decides ser testigo de Jehová, que al menos sepas donde te metes.

Alex Cooper

Ex-TJ, Agnóstico, humanista, Blogger, aspirante a escritor y tipo con barba.

Deja una respuesta